Wrap Up: Resumiendo Febrero

· 8 Lápices

Hola mundo! C:

Es oficial: Las vacaciones se han acabado :( Ayer fue mi primer día de clases (lo sé, es raro que sea un viernes xD) y ya me han dicho donde me tocará hacer mi internado que comienza el próximo Lunes 24: Estas señoras locas que tengo de profesoras me han enviado a un Consultorio que está en una ciudad que queda a unas dos horas de la mía, así que tendré que irme a vivir allá durante la semana y dejar atrás mi hermosa casa, mi madre y a mi perro :( Pero lo espero con ansias en realidad, será una experiencia totalmente nueva y espero, genial :D
A pesar de que ya estamos casi en la mitad de marzo, les traigo el Wrap Up de febrero :3 Mejor tarde que nunca, ¿no? De lecturas tuve de todo un poquito: Lecturas feas y lecturas bonitas, muy bonitas, algunas que se ganaron un rinconcito en mis favoritos :) Acá les dejo el resumen:



1. After Math (Off the subject #1) - Denisse Grover
2. The sea of Tranquility - Katja Millay
3. The truth about you and me - Amanda Grace
4. The Duff - Kody Keplinger 
5. Bendecida por la sombra (Vampire Academy #3) - Richelle Mead
6. El cielo está en cualquier lugar - Jandy Nelson [La mejor lectura del mes. Reseña aquí]
7. El lado explosivo de Jude (Crash #1) - Nicole Williams [La peor lectura del mes. Reseña aquí]
8. Obsidian (Lux #1) - Jennifer L. Armentrout 
9. Anatema - Lissa D'Angelo 
10. La noche más oscura (Señores del Inframundo #1) - Gena Showalter
11. Temblor (Los lobos de Mercy Falls #1) - Maggie Stiefvater
12. Emma - Jane Austen

Terminé dándole una oportunidad a Temblor y no me arrepiento para nada... me sorprendió bastante :) Y definitivamente creo que más personas deberían conocer y leer El cielo está en cualquier lugar. Y ustedes caracoles, ¿qué tal estuvieron sus lecturas? ¿Coincidimos en alguno? 


Espero que estén teniendo bonitos días,
Un abrazo desde el fin del mundo!
Pauli :)

Reseña: Predestinados (Predestinados #1) - Josephine Angelini

· 3 Lápices


Predestinados | Predestinados #1 | Josephine Angelini
Roca | Abril 2011 | 398 páginas



Helena Hamilton se ha pasado sus 16 años de vida intentando esconder lo diferente que es, una tarea nada fácil en una isla tan pequeña como Nantucket y que se está volviendo cada vez más difícil. Las pesadillas sobre una travesía en el desierto hace que se levante agotada y con las sábanas manchadas de tierra. En la escuela, tiene alucinaciones de tres mujeres que lloran lágrimas de sangre; y lo último, cuando se cruza con Lucas Delos por los pasillos del instituto, no puede reprimir un impulso asesino que la lleva a atacar al nuevo -y guapísimo- chico.
Claro, que lo que ninguno de los dos saben es que están destinados a enfrentarse y convertirse en los últimos protagonistas de una historia que no ha cesado de repetirse durante milenios.

Adoro con locura la Mitología Griega, creo que es algo que nunca les había comentado, pero desde que tenía como 10 años que me encanta leer las historias de los dioses y sus descendientes. Así que cuando empiezo a leer un libro que trate sobre este tema me da un poco de miedo ver cómo lo van a tratar, en que lo van a convertir, porque hay intentos muy malos de libros contemporáneos con temática de dioses. Muy malos. Así que empecé con mis dudas, las que fueron peor cuando leí una que otra reseña que lo pintaba de horrible, otra "fórmula Crepúsculo", una historia trillada. Pero tengo que decirles que me sorprendió gratamente la historia que me encontré entre esas páginas, lo bien que la autora supo protegerla esencia de la mitología griega e hilarlo todo de forma genial. 

¿De que va Predestinados?

Este libro nos cuenta la historia de Helena, una chica que ha vivido toda su vida en una islita de Estados Unidos y que siempre se ha sentido un bicho raro; mucho más alta que el resto, más fuerte y más rápida, incluso hasta un poco patosa. Vive sola con su padre con el que tiene una relación muy buena, tiene una mejor amiga llamada Claire y otro amigo llamado Matt, pero no tiene muy buena relación con el resto de la escuela por estar en el grupo "no popular".
Lo interesante empieza cuando la familia Delos llega desde Europa a vivir a Nantucket, y Helena comienza a tener pesadillas sobre un desierto. Las cosas sólo empeoran cada vez que ve a cualquiera de los integrantes de la nueva familia, porque no sólo ella, sino que también ellos sienten un odio irrefrenable y ansías de matar al otro. 
Y cuando un día, uno de los primos Delos intenta atacarla y Lucas comienza a perseguirla cuando ella escapa, Helena se entera de la verdad: Ellos son vástagos, semidioses de una de las grandes cuatro castas. Y ella también, aunque pertenece a una casta distinta. Y eso es malo, muy malo. 

No la he tocado.
Pero tampoco eres capaz de alejarte de ella.

La historia es muy ágil y entretenida; la pluma de la autora es fresca y hasta colorida, lo que hace que no haya ningún momento en que la lectura se te vuelva cuesta arriba o muy densa. El libro está escrito en tercera persona, enfocado por supuesto en Helena, pero su estilo de narración nos permite conocer mucho mejor a los otros personajes de esta historia.
Lo bueno y diferente de este pequeño es, primero, que no es una historia cuyo eje central sea el amor, que sí tiene un papel muy importante, pero hay algo más grande detrás de todo. Lo segundo es que nuestros dos protagonistas no se quieren con locura desde un inicio: Se odian, realmente se odian. Y aunque el cambio en su relación de odio a "nos llevamos mejor y algo más" fue muy repentino y no me gustó nada cuando sucedió, después de algunas páginas entendí por qué la autora hizo que pasara así y calmé mi odio interno. Este y algunos otros pequeños tropiezos, evitaron que el libro fuera de esos que catalogas como "favoritos", pero ¿quién dijo que en esta vida todo es perfecto?

Tenemos dos personajes principales que me han gustado mucho y he odiado, también: Helena y Lucas. Helena es una chica que tiene un claro complejo de inferioridad, pero que se entiende por su sensación de estar fuera de lugar. Su crecimiento en el libro es genial, y pasa de ser una chica que se lamenta de si misma a aceptarse, aunque siempre con pequeños tropiezos que hacen que te surjan deseos de entrar al libro y golpearla. Es a la vez una chica de armas tomar y una damisela en apuros, una mezcla bastante interesante.
Por otro lado, Lucas es... Una ternura. No es un chico malo, no es rebelde y adora con locura a su familia. Es niño a veces pero maduro también. Tiene la mezcla perfecta de "niño adorable" y "hombre guapetón" para robarte el aliento. Aunque a veces puede ser un poco soso. Pero sólo un poco.
Podríamos decir incluso que hasta hay un tercer personaje principal: Cassandra, la hermana pequeña de Lucas. No puedo contarles mucho por qué creo esto, porque sería algo así como un gran spoiler, pero el papel que juega esta chica en la historia es vital: Ella, su carácter y sus dones de vástago le dan más emoción a todo. Hilan la historia, después de todo.

Cómo habrías llamado a Lucas si hubieras decidido ponerle un nombre griego?
Según la tradición, le habríamos llamado con el nombre del padre de Cástor respondió Noel.
¿Y cómo se llamaba? preguntó Helena, aunque ya se imaginaba cuál iba a ser la respuesta.
Paris contestó Noel, incapaz de mirar a Helena a los ojos.


Los personajes secundarios son muchos y todos muy diferentes: Por un lado los mortales: Zach, el chico inteligente de la clase de Helena, Matt que juega a las veces de protector, Rachel, que trabaja en la tienda y Jerry, el papá de Helena, que a decir verdad mucho protagonismo no tiene en todo este mundo de semidioses.
Por otro lado tenemos al resto de los semi dioses: Pandora, Palas y Cástor, los jefes de la familia. Ariadna (la prima de Lucas) y su dulzura, el carácter osco de Héctor y la bipolaridad de Jason (cada uno con sus dones) hacen de la familia Delos un clan muy particular e interesante. Si a eso le sumamos una mamá mortal, queda una mezcla de lo más rara y genial. 
Claire por otro lado, me encanta, porque es alegre y a la vez, madura y con los pies puestos en la tierra. Mortal, pero una buena amiga. Aunque ojo: hay que tener en la mira a esta chica, porque en los próximos libros estoy segura que nos traerá más de alguna sorpresa. 


En resumen, Predestinados es un excelente inicio de Trilogía; una historia que nos llevará por un viaje lleno de misterio, acción, amor y mitos ancestrales. Es, sin duda, una lectura infaltable para aquellos que disfruten de la mitología griega, con un desenlace que definitivamente te deja con ganas de más.

Puntuación: 4 / 5

Próximos libros en la trilogía


Y caracoles, ¿ya han leído este libro? ¿Qué les pareció? ¿Creen que haya sido otra fórmula Crepúsculo? ¿Son Team Lucas? Yo personalmente me declaro Team Jason  (No me malentiendan, me agrada Lucas, pero Jason es... Jason)


Aquí están a punto de morir mis vacaciones y me niego rotundamente
¡Alguien sálveme de la tortura que se avecina! :C
Ojalá todo vaya bien en sus rinconcitos del mundo.
Un abrazo!
Pauli :)

Reseña: La bella durmiente - Sheri S. Tepper

· 4 Lápices




Libro: La Bella Durmiente
Título original: Beauty
ISBN: 8466621415
Número de páginas: 378 
Autor/a: Sheri S.Tepper 
Editorial: Ediciones B

Bella, hija del duque de Westafaire y nacida en el siglo XIV, es condenada por una maldición que la sumerge en un letargo de cien años,no obstante Bella acaba viajando por el tiempo hasta el siglo XXI, descubriendo a lo que a sus ojos puede ser el último siglo de la humanidad, decide refugiarse en el siglo XX y cuando finalmente vuelve a su época, nace su hija (la cual parece fruto de una violación y vista a su madre, la cual resulta ser la Reina de las Hadas y empieza un recorrido por lugares extraños y mágicos. Además de descubrir las raíces de otros mitos y enfrentarse al Señor Oscuro.


El libro fue un regalo de mi novio. Lo conseguimos en un bello paseo por las calles de Valparaíso, buscando locales de libros usados, y nos encontramos con varios puestos donde tenían ejemplares nuevos, como también no tan nuevos; y él me regalaría cualquier libro que yo quisiera (*¬*). Y vi este, y la portada fue lo primero que llamó mi atención. Le preguntamos al tipo que estaba a cargo que tal era y dijo que era una novela romántica un poco adulta, y que me la recomendaba. Y yo estaba feliz!. Llegamos a casa y lo primero que hice (craso error), fue buscar alguna reseña u opinión sobre el libro, y lo que encontré no fue muy bueno...

Comencé a leerlo con bastante reticencia, y cada vez que avanzaba una página, menos me gustaba la historia.

La novela trata sobre Bella,  hija del duque de Westafaire, quien pesa con el hechizo hecho por una de sus tías, en el que al cumplir los 16 años, caerá en un profundo sueño de 100 años, que sólo un príncipe podrá romper luego de darle un beso. 

Aquí la historia suena muy linda y mágica, pero la realidad no es así. 

La madre de Bella, Elladine, no está con ella, pues su padre, el duque de Westafaire la acusó de brujería, encerrándola en una de las habitaciones del lugar durante un largo tiempo. Pasado una estadía, la mujer escapa sin dejar huella, pero sí una pista para Bella: una caja con un extraño tesoro.

He sacado la caja, he devuelto la piedra a su sitio y me he sentado ante el fuego para mirarla. La caja está hecha de pálida madera satinada, y aunque tiene una cerradura, no estaba cerrada. Dentro había un paquete de agujas y tres ovillos de hilo, un anillo con una piedra tallada y unas cuantas hojas gruesas de pergamino. Las he desenrollado y he descubierto que la primera hoja era una carta dirigida a mí.

Es aquí donde Bella decide buscar a su madre, escapando del hechizo y viajando en el tiempo, hasta dar con el País de las Hadas, donde finalmente deberá enfrentarse al Señor Oscuro junto a su madre y sus amigos. Pero para llegar a ese final, vive una cruda realidad y conoce la horrible sociedad que el Señor Oscuro ha creado. Guerras, distopías, violencia y maltrato; teniendo que vivir en carne propia la muerte de sus amigos y llevar el peso de su violación.

Diría más menos que las primeras 50 o 60 páginas fueron muy, muy lentas. En ellas, Bella nos cuenta su vida en Westafaire junto a su gato Refunfuñon y sus tías de nombre tan extraño como los vegetales, antes de cumplir sus 16 años. La lectura se hace bastante lánguida, describiendo la casa y uno que otro personaje. Cuando por fin cae el hechizo en el reino, la historia toma algo de vuelo y no te das cuenta cuando ya haz leído unas 60 u 80 páginas más. De aquí en adelante, a pesar de que no pude evitar saltarme párrafos que para mi no venían mucho al caso, los saltos en la historia de la humanidad, gracias a sus botas y su capa de invisibilidad, te mantienen bastante atento; pero si te pierdes, debes volver a la hoja anterior para entender qué está ocurriendo. Debo destacar también, que si no estás 100% concentrado, no entiendes los cambios de nombre que Bella hace en el libro.

Sobre los personajes, debo decir que hay bastantes, y si los nombrara todos creo que la reseña se alargaría mucho, pero puedo contarles sobre aquellos que me encantaron como buen cuento de hadas. Primero está
Bella, el personaje principal, que crece a medida que la historia avanza, tanto físicamente, pues pasa de ser una niña, a una joven, luego a una adulta y finalmente a una anciana, como también psicológicamente. También esta Giles, el chico del que Bella estuvo enamorada desde niños, y que el padre Raymond mandó muy lejos para que nada "indecente" ocurriese entre ellos.Gracias a Dios, volvieron a encontrarse, se amaron, se separaron, sufrieron, y volvieron a estar juntos. Bill, su amigo del siglo XXI, con el que suspiraba feliz cada vez que lo encontraba en las hojas de la novela. Israfel, que me encantó desde un principio porque era un ángel, y porque amaba y se preocupaba de Bella de una forma muy especial. Thomas el poeta que me cayó bien sólo por ser un humano. Los Bogles, Puck y Fenoderee que cuidaban y acompañaban a Bella en todo momento. Giles Edward Vincent Encantador, su bisnieto, que pasó de ser una simpática rana, a un príncipe encantado con la tarea de despertar a su bella princesa con un dulce beso. Y finalmente Refunfuñón, que durante toda la historia estuvo junto a Bella gracias a su hijos, nietos y bisnietos gatunos.

–Quiero que te quedes con esto –dijo Israfel, quitándose un pañuelo del cuello y colgándomelo. Era de seda escarlata, con franjas de plata y oro en los bordes–. Es real, no encantado. Yo lo tejí, con mis propias manos. Cuando entremos, ponte las botas y la capa y vete a casa, a Westfaire.
–¿A Westfaire? Pero Carabosse dijo que él miraría allí.
Israfel me besó suavemente.
–Lo habría hecho. Oh, sí, mi amor, lo habría hecho, habría mirado allí. Pero ahora creemos que no tendrá tiempo.
–No puedo dejar que entres ahí solo –dije. En ese instante fue Giles, fue Bill, fue todos aquello a los que yo había querido. No podía dejarlo ir.
–No estamos solos. Ni tú tampoco. Y todavía tienes algo que hacer, Bella. Algo más importante que entrar de nuevo en ese agujero del infierno. Carabosse lo sabe. Yo lo sé.  
La historia es bastante densa, se cruza con varias historias mágicas más, como La Ceniciente y Blanca Nieves entre otras, y se enfoca mucho en la belleza interior por sobre la exterior, además de la naturaleza que nos rodea y que tanto destruimos, de la que potencialmente crearemos un futuro del que deberíamos comenzar a meditar desde ya.


Sheri S. Tepper:

"A veces me parece que toda la belleza se muere. Lo que me lleva a desear que no esté muerta, sino sólo dormida. Y eso me conduce a pensar en la Bella Durmiente y preguntarme si ella (es decir, Bella) no será una metáfora de lo que le ocurre al mundo en general: Bella nacida perfecta, Bella con una maldición mortal, Bella muriéndose… pero con la esperanza mágica de poder ser despertada de nuevo, tal vez por el amor. El resultado de todo ello es La bella durmiente , una novela sobre el espíritu humano, un cuento de hadas con la extensión de un libro, una meditación sobre temas de religión… o tal vez sólo una plegaria."  


Recomiendo el libro para aquellos que gustan de novelas  adultas y maduras, pero si buscas aventura y romance juvenil, creo que esta novela te puede llegar a desilusionar.


Puntuación 3/5

Saludos y cariños a todos.

 


De lápices con carbón y tinta© por Belén Vieparoles :: Plantilla optimizada para Mozila y Chrome :: 2012